info@caballerodentalclinic.com
93 237 02 87 - 683 165 333

Pérdida de encía: causas y tratamiento

Una consulta habitual en la clínica dental es la pérdida de encía o la retracción de encía. En ocasiones el paciente observa que la encía ha ido perdiéndose y con ello aparece la raíz.Esto genera preocupación en cuanto a la sujeción del diente y en lo respecta la estética.

¿Cuales son las causas de la pérdida de encia?

Una de las  posibilidades es la propia enfermedad periodontal. Ésta es la responsable de que nuestro nivel de sujeción óseo vaya disminuyendo y en consecuencia la encía lo acompañe. Aunque no en todos los casos ocurre lo mismo, ya que en ocasiones la encía mantiene su altura.

Otra posibilidad es el cepillado agresivo, ya sea por cepillo muy rígido o por excesiva presión, o ambas, esto provoca que la encía se retraiga por traumatismo del cepillo. Normalmente esto ocurre en zonas localizadas donde ejercemos mayor fuerza en el cepillado.

También una causa puede ser el bruxismo, la excesiva fuerza a la hora de apretar los dientes puede provocar la recesión gingival y a la vez cavidades en la línea gingival de la corona del diente por fractura del esmalte.

Otras causas son la malposición dentaria, es decir la mala colocación de los dientes que hace que los que estén más inclinados hacía vestibular, es decir hacia fuera, tengan más retracción de encía. Otra es el trauma oclusal, es decir, el golpe continuo al cerrar los dientes de un diente sobre otro, y que uno de ellos este siendo forzado hacia vestibular.

¿Cuáles son las consecuencias de la pérdida de encia?

Que puede ocurrir cuando aparece una retracción gingival.

En primer lugar aumenta la posibilidad de hipersensibilidad, es decir, la sensación a los cambios térmicos. El simple hecho de tomar agua fría o tomar algo dulce puede provocar desde malestar a dolor.

Otra es la pérdida de inserción ósea en la zona de retracción, con lo que en esa parte se perderá sujeción. Esto ocurre  principalmente en enfermedad periodontal, trauma oclusal y bruxismo y la consecuencia final puede ser la movilidad dental.

También hay un componente estético que hace que al sonreir se vea la aparición de la raíz, principalmente en la arcada superior.

Soluciones para la pérdida de encía

En primer lugar y como es lógico no hacer ningún tratamiento sin haber eliminado la causa.

Si hay un cepillado agresivo hay que cambiar hábitos y aprender instrucciones de higiene oral e incluso cepillo, siempre mejor blando.

Si la causa es periodontal, hay que tratar la enfermedad periodontal.

En caso de bruxismo hacer control del mismo, con placas de descarga y en muchas ocasiones con fisioterapia.Y en el caso de los traumas oclusales hay que eliminarlos.

Tratamientos para pérdida de encía

En general el tratamiento habitual es el injerto de encía, en sus diferentes modalidades, conectivo, libre, etc

Éstos se obtienen generalmente del paladar.

Con esto se consigue recuperar gran parte del tejido perdido. No es válido para todos los casos, como por ejemplo la enfermedad periodontal que suele ser una pérdida generalizada.

Por otra parte hay que valorar si es necesario la realización de injerto, ya que el injerto de encía sólo nos tapará la parte de raíz expuesta pero no tendrá ningún efecto sobre la sujeción del diente y por lo tanto sólo conseguirá un objetivo estético y puede reducir la hipersensibilidad, también reducirá la inflamación si se consigue una buena encía queratinizada, pero nunca va mejorar la sujeción del diente.

Por lo tanto es importante valorar las ventajas efectivas del mismo, siempre eliminar la causa primero.

Da tu valoración

Deja un comentario

Contacta con nosotros

Envíanos un email y te responderemos lo antes posible, gracias.